7 oct. 2009 ~ ~ Etiquetas:

El Ayuntamiento se niega a dejar el Carambolo "en un museo en obras"

La delegada municipal de Cultura, Maribel Montaño, alega que el Arqueológico cerrará sus puertas en 2010 por las obras de reforma y rechaza las salas temporales del centro
El Correo. 07/10/2009. José Gallego Espina

La guerra dialéctica abierta entre la Junta y el Ayuntamiento a cuenta del destino del Carambolo se recrudece. Si el lunes era la Consejería de Cultura la que insistía en que el Arqueológico estaba ya preparado para acoger definitivamente el tesoro original, ayer era el Consistorio el que contestaba con rotundidad: "Las salas temporales no son su lugar".

El próximo 11 de enero, una vez concluida la exposición El Carambolo. 50 años de un tesoro, el Ayuntamiento de Sevilla, propietario de las piezas originales, sacará del museo esta joya de la orfebrería prerrománica "para que sea disfrutada por toda la ciudadanía", según dijo ayer a este periódico la responsable municipal de Cultura, Maribel Montaño.

La delegada, que se conoce de sobra los argumentos que esgrime el departamento de Rosa Torres para defender la permanencia del tesoro en el Arqueológico, los rebate uno a uno y avanza, además, algo que ni siquiera la Consejería de Cultura se ha atrevido aún a anunciar: "El museo cerrará previsiblemente sus puertas en 2010. Si no lo hace totalmente, lo hará en un 80%, de acuerdo con el compromiso del Ministerio de empezar la reforma integral del edificio el año próximo".

La rehabilitación del inmueble, que "llevará años", es a su juicio incompatible con la muestra del tesoro. De hecho, ni siquiera contempla que pueda quedarse mientras duran las obras en las recién renovadas salas temporales que, con toda probabilidad, serán las únicas visitables una vez que arranquen los trabajos de reforma. "Las salas temporales deberán acoger otras exposiciones y no son el lugar para este tesoro, que debe ser exhibido en las estancias permanentes de esta institución, que son precisamente las que deben ser remozadas", argumentó la responsable municipal.

Pese a todo, insistió en que el Ayuntamiento, tal y como dijo el alcalde, buscará una solución consensuada con la consejería, si bien ésta no pasará de ninguna forma por el Arqueológico. Y todo esto a pesar del contrato al que se alude constantemente desde la Junta, que recoge en una de sus cláusulas que el tesoro debe quedarse en este museo una vez que reúna las condiciones adecuadas. "Respetando las decisiones que las instituciones tomaron en su momento -en referencia a dicho documento-, las circunstancias ahora son las que son. Nuestro deseo es que el Carambolo se quede para siempre en el Arqueológico, pero una vez que reúna las condiciones adecuadas".

En cuanto a las recientes declaraciones del delegado provincial de Cultura, Bernardo Bueno, en las que afirmaba que se había enterado por la prensa de que el Consistorio pretendía llevarse el tesoro para exponerlo en la Casa Grande, Montaño apostilló: "Firmamos un convenio con Cultura por el que cedíamos el Carambolo hasta el 10 de enero. La consejería y el propio delegado conocen los términos del acuerdo, para el que fue necesaria la aprobación de la Comisión Local de Patrimonio. Y ese contrato se tiene que cumplir".

No hay comentarios: