5 jun. 2010 ~ ~ Etiquetas:

Madrid: El Ayuntamiento asegura que se preservarán los restos arqueológicos de hace 5.000 años en La Esgaravita

El Ayuntamiento de Alcalá de Henares asegura que se preservarán los restos arqueológicos de hace 5.000 años encontrados en una finca del Camino de La Esgaravita y que las obras de urbanización que se están llevando a cabo en la zona "siguen todos los requisitos de protección y conservación arqueológica dictados por la Dirección General de Patrimonio".
Europa Press. 04/06/2010

El Ayuntamiento de Alcalá de Henares asegura que se preservarán los restos arqueológicos de hace 5.000 años encontrados en una finca del Camino de La Esgaravita y que las obras de urbanización que se están llevando a cabo en la zona "siguen todos los requisitos de protección y conservación arqueológica dictados por la Dirección General de Patrimonio".

Es la respuesta dada hoy por el Ayuntamiento a la denuncia formulada esta semana por el Grupo en Defensa del Patrimonio Complutense (GDPC), compuesta por historiadores y entidades vecinales, que protestó por la autorización del Ayuntamiento para construir un edificio de viviendas en una parcela incluida en el Área A de protección arqueológica desde que allí se encontraran restos arqueológicos del periodo calcolítico, es decir, entre el III y II milenio antes de Cristo.

Según el GDPC la urbanización de esta zona pondría en riesgo la conservación de los restos arqueológicos, que van desde restos de cerámica e industria lítica a una estructura de planta oval, silos, cubetas, zanjas y agujeros de poste de diversas estructuras.

Sin embargo, el Ayuntamiento explicó hoy que esa parcela propiedad de Finagás, empresa que en los años 70 instaló ahí varios depósitos y naves industriales, se divide en tres áreas con diverso valor arqueológico.

"Esta parcela podría dividirse en tres zonas, la primera, al suroeste, con restos calcolíticos y, sobre todo, romanos, que se relacionan con la Villa del Val y que ha sido cedida al Ayuntamiento, otra, la más importante arqueológicamente, al Este, en la que se encuentran restos calcolíticos y una tercera, la que es urbanizable, en la que se encontraban las antiguas naves industriales y cuyos restos se encuentran sepultados bajo las losas de hormigón de dichas naves", afirma el concejal de Patrimonio, Gustavo Severien.

Según Severien, "tras las primeras intervenciones arqueológicas, se llegó al acuerdo de que la zona en la que mayor concentración de restos calcolíticos había fuese preservada como reserva arqueológica, lo que garantiza su conservación para futuras excavaciones, con medios más modernos de los que disponemos actualmente".

Además, el concejal de Patrimonio desmiente la falta de interés del Ayuntamiento en este yacimiento ya que asegura que "en esta zona se han llevado a cabo 4 intervenciones arqueológicas", lo que, dice, "demuestra el interés del Ayuntamiento y de la Dirección General de Patrimonio en conservar este patrimonio, no sólo con la incorporación de la primera zona a la Villa romana de El Val y con la calificación de Reserva Arqueológica de la zona más oriental, sino también con las excavaciones realizadas llevadas a cabo en la zona urbanizable de la parcela".

Gustavo Severien anunció hoy además que en esa zona urbanizable de la parcela este mismo año han aparecido restos "muy afectados" por las losas de hormigón pertenecientes a las antiguas infraestructuras industriales y que el Ayuntamiento velará por el cumplimiento del acuerdo con la promotora que impulsa la urbanización de la parcela. En ese acuerdo se estableció la cesión de dos parcelas, las de mayor valor arqueológico, al Ayuntamiento a cambio de la recalificación de la tercera parte, con el requisito para la empresa de mantener las condiciones de conservación arqueológica.

No hay comentarios: