18 may. 2012 ~ ~ Etiquetas: ,

Piden a Cultura más de 4 millones por los suelos del Carambolo


La parte más alta del Cerro del Carambolo, donde se llevaron a cabo las últimas excavaciones, que fueron tapadas.
El empresario Gabriel Rojas recurre a los tribunales tras intentar sin éxito con la Junta permutar o vender los terrenos que adquirió en el año 2000 para levantar un hotel.
18/05/2012. Diario de Sevilla.

El empresario Gabriel Rojas, que adquirió en el año 2000 los terrenos del Cerro del Carambolo para construir un hotel de 150 habitaciones en el que se integraran los restos arqueológicos, ha presentado un contencioso por responsabilidad patrimonial contra la Consejería de Cultura, en el que reclama más de cuatro millones de euros por la inversión realizada y la investigación arqueológica que sufragó, de forma exhaustiva y siguiendo las indicaciones de la Consejería, en la que se sucedieron Carmen Calvo y Rosa Torres, sin que finalmente se le dejara construir. La decisión de recurrir a los tribunales, que el propietario de la cadena Hoteles Monte ha querido evitar durante estos años, se produce después de que no haya sido posible un acuerdo para que la Consejería le permutura los terrenos por otros, dada su protección arqueológica, o los adquiriera por el mismo precio que se pagó en su momento más los gastos, como propuso.

Así lo explicaron fuentes cercanas a Gabriel Rojas, que explicaron que la demanda se interpuso hace tanto sólo unos meses, doce años después de que se planteara el proyecto de un hotel de cuatro estrellas y tres después de que la Junta, tras meses de indefinición, hiciera inviable la construcción, al no permitir hacerlo sobre el yacimiento, en el que apareció el 30 de septiembre de 1958 el Tesoro del Carambolo durante unas obras de ampliación de las instalaciones de la Real Sociedad Tiro de Pichón de Sevilla, el complejo que se alzó durante décadas en la zona. La inestabilidad del resto del cerro hace inviable que se levante en otro sitio. La idea del empresario fue, desde el principio, integrar el yacimiento en el hotel, de forma que esos restos y la proyección del Tesoro del Carambolo como símbolo de Sevilla se conviertiera en un reclamo para el establecimiento y la zona.

El portavoz del empresario recordó que el PGOU de Camas del año 2000 ya calificó los terrenos como terciarios con el aval de la Junta y aumentó su eficabilidad para facilitar su venta y ponerlos en valor con un proyecto de este tipo. Con todo, ya antes de ser adquiridos por el grupo Gabriel Rojas, sus responsables tuvieron reuniones en el Ayuntamiento y con responsables de la Consejería, que corroboraron que el proyecto era posible y le animaron a involucrarse, asegura. Gabriel Rojas asumió el derribo de las instalaciones y una completa investigación que contribuyó a esclarecer muchas de las dudas sobre el yacimiento e incluso a desmontar la tesis que lo vinculó a la cultura tartéssica para documentar su carácter fenicio. Muchos de los restos que se hallaron entonces y dado que se componían de arcillas desaparecieron o quedaron gravemente dañados durante el tiempo que la Junta tardó en decidirse qué hacer con ellos. Finalmente, fueron tapados y en la zona no hay más que un solar, cuyo abandono han denunciado los colectivos conservacionistas del Aljarafe. Las mismas fuentes precisaron que el inversor se ha sentido "doblemente engañado", por haberle dado la seguridad de que el proyecto era posible antes de comprar los suelos y "haberle hecho ver que tenía solución", lamentaron.

1 comentario:

Juan Marin dijo...

Yacimiento arqueológico el Carambolo, el olvidado…Sueño…

…Después de innumerables reuniones con las autoridades de Cultura Provinciales, con el apoyo de la plataforma vecinal “Salvemos el Carambolo” y la totalidad de los vecinos de nuestro pueblo, nuestras autoridades locales, con nuestro joven alcalde al frente,. El nuevo equipo de gobierno, han firmado un importante documento en que las partes ponen en marcha la salvación del yacimiento arqueológico del Carambolo. Es un gran logro del Alcalde y del delegado de Turismo, después de arduas negociaciones con la propiedad del cerro y la Consejería se ha conseguido el desbloqueo inmediato del proyecto del hotel en el Cerro Carambolo, reformándose el proyecto inicial.
Se está construyendo el hotel en forma horizontal, es decir en terrazas, comunicándose las diferentes plantas del hotel por túneles acristalados, evitando sobrepasar la altura del cerro, consiguiendo así el menor impacto medioambiental y la plena integración en el entorno. Dicha construcción está superando los temidos deslizamientos, gracias a un moderno sistema de pilotaje en su cimentación.
Con la colaboración de las delegaciones de Turismo, Educación e Infraestructuras, se ha creado una escuela de arqueología a nivel comarcal dirigida por los dos prestigiosos arqueólogos que van a potenciar el estudio de las ruinas tartesias, son sacados a la luz de nuevo los milenarios muros de adobe y protegidos por una gran carpa. Estas ruinas van a hacer incluidas en las rutas turísticas, tendrán un pequeño museo, tienda de recuerdos, seguridad y vigilancia, mediante el cierre de toda la zona arqueológica y la prolongación del Arboreto de Emasesa a todo el cerro y su entorno, creando un enclave verde y de esparcimiento para los habitantes de Camas y el Aljarafe. Como complemento lúdico, los visitantes podrán ver unos murales gigantescos con vistas del valle del Guadalquivir y Sevilla, de cómo era en tiempos tartesios y en la actualidad. Durante las visitas podrá verse la reconstrucción de un poblado tartesio, animado por actores de nuestra localidad. Con estas ideas y las visitas se potenciarían las estancias en el hotel, pasando a ser las ruinas, de un problema, a la solución definitiva para el Cerro del Carambolo. En todos estos proyectos primará la creación de empleos para trabajadores de Camas.

Juan Marín Flores Grupo Estudios Locales
Camas
Colaboracion Revista de Feria Camas 2009. Sueño de un camero...