10 ago. 2016 ~ ~ Etiquetas: , ,

Encuentran en Sevilla una estructura de anillos concéntricos de hace 4600 años

10/08/2016. La Brújula Verde.

Arqueólogos de la Universidad alemana de Tubinga descubrieron en las cercanías de Sevilla una estructura de anillos concentricos que data de la época de la Cultura del Vaso Campaniforme, entre el 2600 y el 2200 a.C. Se trata de un complejo que pudo ser utilizado para la celebración de rituales, y el hallazgo es importante porque es el primero que se descubre en el sur de Europa, ya que todos los conocidos se encuentran en la mitad norte del continente.

El yacimiento donde apareció la estructura es el de Valencina de la Concepción, a las afueras de la capital sevillana, ya conocido desde el siglo XIX, y que se sabe era un importante centro de la Edad del Cobre. Allí se encontró en 1860 el Dolmen de la Pastora, una gran tumba megalítica que fue el primer gran descubrimiento de la zona

Valencina constituyó el mayor asentamiento de la Edad del Cobre en España con más de 400 hectáreas de superficie, un poblado donde ya se practicaba la agricultura y la cría de ganado. Además hay evidencias de que comerciaban con sus produtos agrícolas con otros asentamientos más lejanos, ya que han aparecido artículos de lujo como colmillos de elefantes de África y Oriente Medio, y cuentas de ámbar del norte de Europa. Es probable que también comerciasen con el mineral de cobre extraído de las montañas cercanas.

La estructura de anillos concéntricos se encontró a unos 50 kilómetros al Este de Valencina. Abarca unas seis hectáreas y en ella se hallaron también joyas y fragmentos de huesos, cuya datación por radiocarbono confirmó que el sitio fue utilizado durante la cultura del Vaso Campaniforme, hace unos 4.600 años. Los restos de quemaduras aparecidos en los grandes ladrillos de arcilla parecen indicar que se trataba de un recinto ritual, aunque los arqueólogos todavía no están completamente seguros de ello.

Son varios fosos circulares con aberturas de entrada a intervalos regulares. En el centro había un profundo agujero circular de unos 19 metros de ancho, donde aparecieron los grandes ladrillos de arcilla con las marcas de quemaduras.

No se hallaron evidencias de que el lugar fuese utilizado después de la Edad del Cobre, por lo que los investigadores creen que el sitio fue utilizado intensamente durante un período de tiempo relativamente corto.

Javier Escudero Carillo, uno de los investigadores que hallaron la estructura, dice que es muy inusual en España, ya que este tipo de estruturas circulares solo se encuentran al norte de los Alpes y la mayoría tienen mil años más de antigüedad que este. El sitio está estrategicamente situado cerca de una antigua fortaleza en el río Gudalquivir, cerca de las montañas de Sierra Morena, ricas en mineral de cobre.

Ahora los arqueólogos intentarán descubrir de dónde proceden los materiales encontrados, como piedras de moler y herramientas de piedra, así como información sobre la dieta y el estilo de vida de los habitantes del sitio, mediante análisis de sedimentos y polen, y de los huesos de animales.

No hay comentarios: