2 dic. 2011 ~ ~ Etiquetas:

En Vía Cursus de Stonehenge descubren fosas asociadas a ceremonias

02/12/2011. Lagranepoca.com vía Paleorama en Red.

Además de estar relacionadas a la “Pietra Talón”, si se mide la distancia a pie entre las dos fosas, la procesión llegaría exactamente a medio camino a mediodía, cuando el sol directamente cae en la parte superior de Stonehenge.

Arqueólogos de la Universidad de Birmingham descubrieron dos grandes fosas alineadas en la via Cursus en Stonehenge que tiene relación con los eventos astronómicos solares en correspondencia a una determinada fecha del verano señalada desde la Piedra Talón.

La fosas en la vía Circus se encuentran en un lugar que corresponden a un trayecto o ruta de ciertas ceremonias realizadas para celebrar los eventos astronómicos asociados al Sol y en su origen eran revestidas de piedras y pueden haber contenido postes de madera, señala el reporte de la Universidad publicado el 26 de noviembre.

“Habría sido una ruta procesional utilizada por los agricultores para celebrar el paso del Sol a través del cielo del Solsticio de verano”, señala el estudio.

Los pozos fueron encontrados dentro de la vía Cursus, la cual es parte anexa al complejo de piedras de Stonehenge. Cursus es una vía construida en la época del neolítico 3600 a 3300 a.C. , lo que significa unos cientos de años antes de las grande piedras de Stonehenge. Fue excavada en 2007 tiene 2,5 km de largo, 100 a 150 m de ancho y 0,75 m a 2 m de profundidad.

La vía Cursus se orienta de este a oeste hacia la salida del Sol en la primavera y el otoño y los pozos descubiertos están alineados en la parte que corresponde a la mitad del verano a la hora del amanecer y del atardecer, vistos desde la Piedra del talón, que está junto a la entrada de Stonelenge.

Otro hueco descubierto que era hasta ahora desconocido, se encuentra en la mitad del lado norte de Circus y pudo ser el punto principal de entrada y salida de las procesiones que se realizaron en esa vía, señala el informe.

“Esta es la primera vez que hemos visto algo como esto en Stonehenge por lo que nos ofrece una visión más sofisticada y una visión más amplia de cómo se desarrollaban los rituales en el Cursus”, informó Vince Gaffney profesor, arqueólogo y director del proyecto de Visual IBM y el Centro de Tecnología Espacial de la Universidad de Birmingham

Según el profesor a pesar de que Stonehenge fue en última instancia el monumento más importante en el paisaje actual, no necesariamente era el más importante antiguamente ya que los rituales y el uso de esta zona para las ceremonias eran con fechas bastante anteriores.

Los nuevos descubrimientos son a poca distancia de otros sitios ceremoniales encontrados previamente y el profesor Gaffney cree que este nuevo estudio ayuda a apreciar lo complejas que fueron estas actividades y cómo estas sociedades eran íntimamente relacionadas con el mundo natural.

El perímetro de la vía Cursus quedó definido como una ruta guía de las procesiones ceremoniales que se llevaron a cabo en el día más largo del año, agrega el arqueólogo.

Los arqueólogos concluyen que Stonehenge fue diseñado para conmemorar eventos astronómicos y fue construido por las sociedades agrícolas para vincularlo con las fechas de cultivación, su paso por las estaciones y, en particular, la actividad del Sol.

La evidencia de los nuevos pozos muestra cómo se llevaron a cabo los complejos rituales y cómo las procesiones a lo largo o alrededor del Cursus se organizaron en el momento en que Stonehenge estaba en uso.

El profesor Gaffney añade que las procesiones en la vía Cursus se realizaron comenzando por el este al amanecer, hacia el oeste, continuando por el Cursus y, siguiendo el camino del sol, y tal vez de vuelta hacia el oeste, llegando a la boca oeste al atardecer para celebrar el día más largo del año.

Los observadores de la ceremonia habrían sido colocado en la Piedra Talón, de los cuales los dos hoyos están alineados, agrega.

“Si se mide la distancia a pie entre las dos fosas, la procesión llegaría exactamente a medio camino a mediodía, cuando el sol directamente cae en la parte superior de Stonehenge. Esto es más que una simple coincidencia, lo que indica que la longitud exacta de la vía Circus y el posicionamiento de los pozos son de importancia”, observa el Dr. Henry Chapman, profesor titular de Arqueología y visualización observó que Stonehenge, aunque es sin duda el monumento más importante en la tarde del Neolítico y Edad del Bronce paisaje, estaba rodeado por una densa concentración de otros sitios sagrados, algunos de los cuales eran ya antiguos cuando se construyó.

El año pasado el mismo equipo reveló sobre otras grandes fosas al noreste de Stonehenge, que también corresponden a mensajes astronómicos. En ese caso se estimó que podían haber funcionado como santuarios menores para las comunidades que visitaban el centro ceremonial.

Paul Garwood, profesor de Prehistoria de dica Universidad, comentó que “el nuestro conocimiento de los paisajes antiguos que alguna vez existieron en torno a Stonehenge está creciendo dramáticamente a medida que examinamos los nuevos resultados geofísicos”.

“Podemos ver con gran detalle, no sólo nuevos monumentos, paisajes, sino también todo lo relacionado a la actividad humana, durante miles de años y esto se mantiene conservado en las características del subsuelo, tales como pozos y acequias, etc”.

“Basándonos en nuestro trabajo del año pasado, hemos añadido aún más las técnicas e instrumentos para el estudio de este paisaje excepcional. Está claro que una técnica no es adecuada para estudiar la complejidad de los monumentos y el paisaje que rodea nuestro monumento arqueológico más importante”, concluyó el Dr. Christopher Gaffney, profesor de Geofísica Arqueológico de la Universidad de Bradford.

Estos nuevos descubrimientos son parte del Proyecto Stonehenge Paisaje Escondido, que se inició en el verano de 2010 con la excavación utilizando las últimas técnicas de imágenes geofísicas que permiten revelar y recrear visualmente el extraordinario paisaje prehistórico rodea Stonehenge. Estas técnicas estudiarán cerca de 14 kilómetros de la zona.

El proyecto está liderado por la Universidad de Birmingham por el departamento Visual y Centro de Tecnología Espacial. Participan también del Instituto Ludwig Boltzmann que ofreció un equipo de 20 personas que utilizan varios sistemas diseñados para su uso en proyectos en la escala con el uso de tecnologías no invasivas para la arqueología y que proporciona información virtual según señaló el profesor Wolfgang Neubauer.

No hay comentarios: