6 mar. 2011 ~ ~ Etiquetas:

Cultura descarta "afecciones al sustrato arqueológico" en las obras del cerramiento de Itálica

Paulino Plata esgrime este extremo para defender la ausencia de "cautelas arqueológicas" en estas obras ahora paralizadas.
06/03/2011. Giralda Información.

El consejero de Cultura, Paulino Plata, ha aclarado que la Comisión de Patrimonio Histórico había resuelto ya en julio de 2009 que el proyecto promovido por el Ayuntamiento de Santiponce (Sevilla), para instalar un nuevo cerramiento en el límite sur del Conjunto Arqueológico de Itálica, que guarda las ruinas de la antigua ciudad romana cuna del emperador Trajano, no implica "afecciones al sustrato arqueológico". A tal efecto, ha defendido que por este motivo no han sido impuestas "cautelas arqueológicas" en estos trabajos actualmente paralizados al ocupar suelos ajenos a la iniciativa.

A través de una pregunta con ruego de respuesta escrita elevada a la Mesa del Parlamento de Andalucía, el diputado andaluz de IU-CA por Sevilla Juan Manuel Sánchez Gordillo rememoraba que el pasado 25 de marzo, el pleno del Ayuntamiento de Santiponce acordaba solicitar a la Junta de Andalucía la cesión gratuita y por una periodo de 50 años de una franja de suelo incluida en los bienes de dominio público asociados al Conjunto Arqueológico de Itálica. En concreto, y según detalla esta pregunta con ruego de respuesta escrita recogida por Europa Press, el Consistorio reclamaba la cesión de 1.684,95 metros cuadrados al objeto de consumar el proyecto bautizado como ´Adecentamiento y mejora del entorno del Conjunto Arqueológico de Itálica en su borde sur´.

Al respecto, cabe recordar que el alcalde de Santiponce, José Peña (PSOE), había firmado el pasado 22 de diciembre con el ministro de Fomento, José Blanco, un convenio gracias al cual el departamento de Blanco destinaba 300.000 euros a la adecuación del cerramiento del conjunto arqueológico con cargo al programa del uno por ciento cultural. Las obras relativas a la adecuación del cerramiento, como se recordará, comprendían la instalación de un vallado de 250 metros de longitud desde el borde sur del recinto, hasta su punto más próximo al casco urbano, en las inmediaciones del cementerio.

"SIN AUTORIZACIÓN"

De cualquier modo, y según figura en la citada pregunta con ruego de respuesta escrita, el Ayuntamiento de Santiponce "inició las obras el pasado mes de septiembre sin la preceptiva autorización y careciendo de los controles arqueológicos oportunos", ocupando además "sin justificación alguna, mayor superficie de la estipulada". Las obras fueron paralizadas por la Junta de Andalucía, incluso mediando la intervención de la Unidad de la Policía Nacional adscrita a la Junta de Andalucía al haber sido supuestamente desobedecida la orden de paralización por parte de la Alcaldía de Santiponce.

A tal efecto, el Grupo parlamentario de IU-CA reclamaba acceso al acuerdo del Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía que habría dado luz verde a la cesión gratuita de los terrenos reclamados por el Ayuntamiento de Santiponce, así como el acta de puesta a disposición de dicho bien y el informe emitido por la Comisión provincial de Patrimonio Histórico en cuanto al proyecto ´Adecentamiento y mejora del entorno del Conjunto Arqueológico de Itálica en su borde sur´.

"LAS ACCIONES QUE CORRESPONDAN"

En la respuesta escrita de Paulino Plata, recogida por Europa Press, el consejero de Cultura detalla que fue el 1 de julio de 2009 cuando la Comisión provincial de Patrimonio Histórico informó "favorablemente" en cuanto a esta actuación, destacando que dicho informe resolvía que las obras proyectadas "no tenían afección al sustrato arqueológico, por lo que no se estableció cautela arqueológica". Igualmente, el consejero defiende que "no es aplicable" en este caso la normativa urbanística de protección arqueológica recogida en la modificación parcial del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de Santiponce, pues tal documento "no ha sido aprobado definitivamente" y no se encuentra "en vigor".

Plata reconoce que el 12 de noviembre de 2010, el delegado provincial de su departamento en Sevilla, Bernardo Bueno, ordenó la paralización de las obras tras constatar la Dirección del Conjunto Arqueológico que "el terreno ocupado es superior al delimitado en el proyecto", siendo requerido nuevamente el 30 de noviembre el Consistorio poncino para que diese cumplimiento a esa orden hasta entonces supuestamente no acatada. "La Junta iniciará las acciones administrativas que correspondan, si corresponden", concluye Plata.

No hay comentarios: