10 jun. 2015 ~ ~ Etiquetas: , ,

Málaga: La primera fase transformará el exterior del edificio del museo dolménico

Tras años paradas y con el aliciente de la declaración de Patrimonio Mundial, las obras del Museo del Sitio de Los Dólmenes de Antequera están a punto de reiniciarse con un presupuesto de 9,5 millones de euros, con los que inicialmente se concluirá por fuera y durante tres años en su interior.
10/06/2015. El Sol de Antequera.

En febrero de 2015, la Junta de Andalucía presentó la tramitación licencia de obras en el Ayuntamiento, para la reforma del exterior del edificio, que se prevé esté disponible en breve para empezar las mismas.

Una vez iniciadas, se estima que durante seis meses, se modifique el exterior, eliminando la rampa de acceso, los aluminios decorativos, bajando la altura de la parte superior, siguiendo los consejos de un seminario internacional UNESCO.

Del Ayuntamiento, se ha pedido suprimir las vidrieras que dan a la vista de la vega antequerana, que se modificará sin problema, dejando sólo dos ventanales: uno para contemplar desde el interior la Peña de los Enamorados, y un segundo del propio Dolmen de Menga.

Para la primavera de 2016, se prevé se haya ejecutado el millón y medio de euros contemplados en el Presupuesto de la Junta de Andalucía en 2015. Y desde 2016 a 2019, los 8 millones de euros restantes, para el acabado y museografía del interior.

Bartolomé Ruiz González, director del conjunto dolménico, explica que el “proyecto es del conjunto arqueológico de los Dólmenes de Antequera, que tiene dos elementos: la zona arqueológica de los Dólmenes (Menga, Viera, Marimacho y Romeral) y el Museo del Sitio de Los Dólmenes de Antequera, que es el lugar donde se atesorará, custodiarán todas las colecciones de pre y protohistoria de las tierras de antequera, de todo el norte de la provincia de Málaga. Se ha hecho un discurso también de la vida secreta de los Dólmenes, toda la información que podemos facilitar al visitante, antes de ir a verlos”.

Le preguntamos qué territorio alberga lo de “Las Tierras de Antequera”, a lo que nos dice: “Como la Comarca como tal no existía entonces, se trata del espacio del norte de Málaga, desde Casabermeja hasta los límites con Córdoba, Sevilla, Granada y Ronda”.

La visita al Museo: vestigios y paneles

El Museo se divide en tres grandes temáticas: “La primera, la Naturaleza y tiempo de la tierra, contextualización espacial de las Tierras de Antequera mediante una maqueta del territorio en la que se insertan hitos territoriales, red hidrográfica y lagunas, así como yacimientos y desarrollo del poblamiento humano en las Tierras de Antequera durante la Prehistoria”.

En segundo lugar: “La Prehistoria de una Tierra. Dimensión temporal del desarrollo del poblamiento humano en las Tierras de Antequera durante la Prehistoria”. Y para concluir, “La vida secreta de los Dólmenes con apoyo museológico a la visita de los megalitos de Viera, Menga y El Romeral”.

Un gran habitáculo da la bienvenida con una gran maqueta de mármol donde se proyectarán imágenes de los grandes momentos de la Prehistoria con la presentación del “marco territorial del ámbito de los constructores de lo Dólmenes”.

De allí, la visita continúa en el salón de actos, donde se proyectará un vídeo de unos 10 a 15 minutos, del estilo de la recreación de Menga, pero con todos los monumentos.

Es hora de entrar a la zona expositiva, con materiales de la “Prehistoria de una Tierra”, desde el Neolítico al Bronce y Edad del Hierro, con piezas de la Cueva del Toro del Torcal de Antequera, entre ellas la Venus del Torcal.

En esta primera sala también estará presente del calcolítico, el Ídolo de Almargen, así como restos de la necrópolis de la Noria de Fuente de Piedra, o la Estela de Almargen.

Y como segunda zona museística, la “Vida Secreta de Los Dólmenes”, con informaciones claves sobre los tres monumentos, con la idea que “cuando salgan del museo, en el recorrido hacia los Dólmenes, no tengan necesidad de leer paneles, todo se les ha contado en el museo, donde podrán conocer la historia y efemérides de los descubrimientos e investigadores”.

Otro de los elementos que pueden ser hilo conductor del Sitio, es el corredor verde que uniría a Antequera con Viera y Menga, el Museo y el Romeral. Para ello se podría aprovechar la vía del tren, si finalmente el AVE Sevilla-Granada acoge el transporte de mercancías y se libera esta vía del tren.

Implicación de la ciudad y los colegios

Bartolomé Ruiz confía que “Antequera se implique, como sabe hacer, en esta fase final y decisiva de inclusión en la lista de Patrimonio Mundial”.

Invita a adhesiones de “colectivos de la ciudad, así como de los colegios que nos pidan visitar los monumentos, promoviendo el abrazo de Viera o Menga, además de concursos de redacción y dibujo que tengan a los Dólmenes como centro de este año tan importante que nos queda”, culmina Bartolomé Ruiz. Más información, edición impresa sábado 6 de junio (pinche aquí y conozca dónde puede adquirir el ejemplar) o suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción).

No hay comentarios: